RAZONES PARA DEJAR REPOSAR LA PAELLA

Es muy tentador lanzarse a probar la paella después de haber estado cocinándola, justo cuando acabamos de apagar el fuego. ¡Pero atención¡, hay que posponer ese deseo inaplazable…

 

Enumeramos algunas razones para dejar reposar la paella:

  1. Si te abalanzas en el momento justo de apagar el fuego y pruebas el arroz, lo más probable es que te abrases. Y lo peor es comerte una paella con las papilas quemadas, – sensación de lengua de gato-, y no poder disfrutar de tu trabajo mientras los otros comensales sí lo hacen.
  2. El vapor que se sigue generando acaba de ajustar el punto final del arroz, y es bonito ver cómo va recorriendo la superficie de la paella en forma de minúsculos tornados, que obran sobre el grano y le confieren el acabado que requiere.
  3. Los sabores de los diferentes ingredientes se van armonizando a la par que la corriente descendente del vapor y el escaso líquido restante se consumen, generando una nueva textura.
  4. La oxidación del conjunto de los ingredientes se va materializando conforme la temperatura va descendiendo y el tiempo de reposo va en aumento, eliminando las estridencias, y dando paso a un sabor más homogéneo y duradero.

Si puedes esperar de cinco a ocho minutos contemplando la belleza de una paella recién hecha  tu recompensa  será muy grande.

Please follow and like us:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Paellamarplanet